jueves, 3 de diciembre de 2015

ENTRADA DE ANIMALES DOMÉSTICOS EN ALBERGUES PARA PERSONAS SIN HOGAR.

La actual crisis económica tiene consecuencias dramáticas para las personas, y es obligación de las administraciones públicas el realizar los esfuerzos necesarios para garantizar que se atienden las múltiples problemáticas que tiene la ciudadanía que se ve abocada al abandono de una forma de vida donde sus necesidades básicas estén cubiertas. En nuestra ciudad este apoyo a las personas sin hogar se realiza especialmente desde la administración local y cuenta con la colaboración de diferentes entidades a las que es preciso reconocer su labor ejemplar. 

Servicios como el alojamiento a los que no tienen techo, servicios de comedor, de duchas, y atenciones realizadas directamente en la calle, son llevadas a cabo cotidianamente en nuestra ciudad. Entre tanto la exclusión se incrementa y con ella las dificultades y problemas de cada día más ciudadanos y ciudadanas.

Nuestro ayuntamiento debe trabajar por atajar las causas estructurales que generan este estado de las cosas, pero igualmente debe intensificar y mejorar sus recursos de atención básica e inmediata adaptándolos a la casuística que sus usuarios presentan. 

Los albergues municipales son sin lugar a dudas uno de los principales recursos referidos y en estos momentos deben reunir las condiciones necesarias para abordar una nueva realidad que es aquella que presentan las personas que se han visto abocadas a vivir en la calle y que son acompañadas por sus perros. Hasta ahora quienes se encuentran en esta situación no tienen la posibilidad de acceso a determinados servicios ofertados en las instalaciones de estos centros allí donde existen, al no estar recogida explícitamente esta posibilidad. A pesar del ejemplar comportamiento de los trabajadores públicos de las instalaciónes donde se dan estos casos, que ha permitido reducir las afecciones derivadas de esta situación es necesario adaptar nuestra norma, como ya han hecho en ciudades como Madrid, y Zaragoza, a esta nueva realidad.


No hay comentarios:

Publicar un comentario